Desnudarse – 4 – La vergüenza frente al cuerpo y los órganos sexuales

Cuarta parte del artículo de Alain Boudet, y primera aparición en este año nuevo 2014; esperemos que el famoso dicho año nuevo, vida nueva se haga realidad en muchas de las personas que tras leer esta serie de artículos pierdan su vergüenza y pasen a forma parte de nuestra aún pequeña familia de personas libres; para estas personas, la entrada de hoy puede serles de mucha utilidad; aquí tenéis la reflexión de hoy.

Ir a Desnudarse – 3 – Los beneficios físicos del naturismo.

Captura de pantalla 2013-12-14 a las 17.14.45

La vergüenza frente al cuerpo y los órganos sexuales.

Caminas con un grupo de amigos por la naturaleza, y estáis en la orilla de un lago que llama a que os bañéis. Uno de vosotros no ha traído su bañador y prefiere privarse del baño antes que disfrutar del mismo con sus amigos. Otros, en el mismo caso, se bañan desnudos y despreocupados como niños. Y tú, ¿qué harías? Si tienes puesto el bañador, ¿estarías incómodo delante del resto? Si no lo llevas, ¿podrías bañarte desnudo?

El desnudo en grupo nos plantea el siguiente dilema. O bien aprovechamos los placeres que ofrece la naturaleza y una vida totalmente inocente. O bien una fuerza, algo nos lo impide. Sin embargo, cuando estamos desnudos, ¿qué enseñamos de más que cuando estamos con el bañador? El sexo, evidentemente, y los senos femeninos. Así, es el sexo el origen del problema. Sin embargo, el bañador deja adivinar totalmente las formas como una segunda piel, y esto es en general aceptado como normal. El hecho de pensar quitarnos esos pocos centímetros cuadrados de doble piel sobre el pubis nos sobresalta. Esto puede ser provocado por la idea de que mostrar el propio sexo es feo, inmoral, vergonzoso o degradante. Se puede tener la sensación de ser vulnerable, indefenso, para las mujeres la sensación de atraer agresiones sexuales, y para los hombres la posibilidad de tener erecciones indeseables. Se verá más adelante lo que hay de cierto en todos estos miedos, aprehensiones y prohibiciones.

“No me molesta que los demás estén desnudos, pero yo, no enseño “eso” porque no es bonito. ¡¡No quiero hacer sufrir a los demás!!”. Este comentario relativamente frecuente adelanta un juicio estético que no es una verdadera razón. Aunque es verdad que las personas no tenemos la misma belleza, esas mismas personas se mostrarán voluntariamente en bañador y disfrutarán de la playa, incluso siendo conscientes de las presuntas desarmonías de su cuerpo, y no son precisamente las partes sexuales las que son determinantes para la belleza de una persona. El juicio sobre la estética de las zonas sexuales es por tanto innecesario. Si se está desnudo en grupo, todo el mundo está en las mismas condiciones, no hay mayor juicio sobre la estética que estando en bañador. La practica muestra que es al contrario, que existe a menudo mucha más tolerancia y aceptación.

En realidad, nuestros reparos revelan represiones psicológicas más profundas: miedo a desagradar al exponerse al completo, baja autoestima, vergüenza del propio sexo, culpabilidad por pasar por alto las normas de la educación y las reglas del grupo social. A muchos de nosotros se nos ha inculcado la opinión de que el sexo es indecente y repulsivo. No preocuparse por ello, y lo que es más, mostrarlo libremente, es degradante y está prohibido. Transgredir esta prohibición hace sentirnos culpables y sentirse mal chico o mala chica.

Incluso si nuestras ideas modernas nos llevan a abandonar esta opinión, llevamos el peso de la culpabilidad de las generaciones pasadas como un parásito. Las investigaciones de la psicogenealogía han demostrado claramente que nuestro comportamiento esta marcado por el recuerdo inconsciente de algunos acontecimientos traumáticos vividos por nuestros abuelos o abuelas, o por otros miembros de la familia. Así pues, imagina la totalidad de vergüenza frente a la sexualidad, frente al desnudo y a los placeres del cuerpo que hemos cosechado desde cientos de años.

El cuerpo, la carne, el desnudo, es sexualidad y placer, y todo eso, según los conceptos de una educación bien extendida en la civilización occidental, es malo. En otro tiempo, se le asociaba incluso a la mujer, que era acusada de arrastrar a la tentación y al placer. No es por tanto extraño que a veces tengamos reacciones involuntarias de rechazo del desnudo.

Si tener placer está prohibido entonces para qué probarlo, o si nos sentimos frustrados por no poder participar del placer porque está prohibido, el espíritu se conforma para no sentir placer o la frustración del placer al apartarse de sus sensaciones. Lo que puede llevar a esto: “Estoy muy bien cuando estoy vestido; ¿por qué debiera desnudarme?”

Captura de pantalla 2013-12-14 a las 17.14.45

 Ir a Desnudarse – 5 – La educación como causa.

Artículo original: Se mettre à nu.

© Copyright 2007 – Alain Boudet.

http://www.spirit-science.fr – France – –  Flux RSS et son mode d’emploi

 Tous les documents présents sur ce site sont protégés par les lois sur les droits d’auteur.

Todos los documentos presentes en esta página están protegidos por las leyes sobre los derechos de autor.

Cet article est l’aboutissement d’études, d’investigations, de compréhensions, de synthèse, de réflexions, de clarifications et de reformulation en langage simple, qui ont demandé une somme importante de travail.
Si vous deviez en tirer parti devant un public de lecteurs ou de spectateurs ou pour quoi que ce soit, merci de le citer.

 Este artículo ha supuesto una gran cantidad de trabajo como resultado de estudios, investigaciones, comprensión, síntesis, reflexiones, aclaraciones y su conversión a un lenguaje sencillo.
Ruego que lo cites si quieres compartirlo con otros lectores, asistentes a conferencias o con cualquier otro fin.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Nudismo y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Desnudarse – 4 – La vergüenza frente al cuerpo y los órganos sexuales

  1. Cristina Muskiz dijo:

    Me encanta este artículo! Creo que una persona es por donde tiene que plantearse quitarse esos complejos y disfrutar de la vida.
    Bsts.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s